Buscamos poner la cámara sobre las personas que habitan solas, cuyas historias han sido casi siempre narradas desde el victimismo, la negatividad y el fracaso vital.


Creemos que la producción de relatos a través del cine nos permite repensar el habitar contemporáneo y reivindicar los modos de vida de las solas desde una visión optimista, libre y transfeminista, alejada de los imaginarios que construyen un presente ya caduco..